Las webs y aplicaciones de cocina, de moda por la pandemia

Imprimir

Lunes, 01 de Marzo de 2021 20:05

Si bien es cierto que dedicamos desde siempre muchas de las horas de nuestros días a planificar y preparar los platos del almuerzo y la cena, es cierto también que durante años la rutina logró que apostáramos más por aquellas soluciones sencillas que por otras más logradas o demandantes.

Pero llegó la pandemia por coronavirus, el confinamiento en casa, algo más de tiempo libre y, con ello, la oportunidad para muchos de abrir la puerta de sus hogares a las aplicaciones gastronómicas, ya no sólo las de delivery, sino también las que proponen algunas de las mejores recetas de cocina.

En efecto, no es ninguna novedad que muchos de nosotros hemos estado utilizando durante todos estos meses tanto el ordenador como el móvil para trabajar y mantenernos en contacto con nuestros seres queridos. Resultaría demasiado extraño, por tanto, que no aprovecháramos los mismos dispositivos y plataformas para poder llevar manjares salados y dulces a la mesa.

Con ello, el número de descargas de algunos de los mejores recetarios online transformados en aplicaciones ha crecido como la espuma. Hemos sido testigos de todo tipo de retos y desafíos en los que debíamos mostrar nuestra capacidad para seguir recetas al pie de la letra, o modificar platos tradicionales de acuerdo al gusto de los convivientes.

De hecho, una de las grandes ventajas de estas aplicaciones de cocina, es que todo el mundo puede encontrar específicamente aquellas preparaciones con las que se sienta más cómodo, dado que todas cuentan con filtros y sistemas de búsqueda avanzados para ahorrar tiempo.

De este modo, si eres vegano o vegetariano, si estás antojado de un plato de pastas, pescado o verduras, o si simplemente quieres saber qué puedes cocinar con las sobras del mediodía, una app o web de recetas gastronómicas es la mejor aliada tanto para novatos como para expertos.

De más está decir que los portales de comida internacional pueden brindarte muy buenas ideas cuando ya estén cansados de los platillos españoles más famosos, dedicándole un día a la semana, por ejemplo, a descubrir las costumbres culinarias de países alrededor del planeta.

Otra de las ventajas de las webs y aplicaciones de cocina, es que mayoritariamente son gratuitas, por lo que no tenemos que pagar absolutamente nada por acceder a su recetario. Si a eso le sumamos sus interfaces sencillas, a través de las cuales resulta muy sencilla la navegación, entonces el resultado es que desde los más pequeños hasta los mayores podrán servirse de ellas.

Y, por si eso fuera poco, ésta también es una excelente forma de conocer distintas maneras de preparar alimentos salados o postres que tal vez ya hubiéramos visto o comido, pero que admiten diferencias en sus recetas y preparaciones de acuerdo a zonas geográficas o hábitos centenarios. Como consecuencia de ello, no sólo vamos a comer mejor y más variado, sino que toda nuestra experiencia en la cocina se volverá mucho más divertida y gratificante.