Red Purple Black

¿Cómo prepararse para unas vacaciones con niños pequeños?

PDFImprimirE-mail

 

Ir de vacaciones con niños pequeños puede ser un gran desafío logístico. La mayoría de los padres jóvenes se preocupa por las posibles situaciones inesperadas que pueden ocurrir en el viaje – lejos de casa y del médico favorito. Hoy os aconsejaremos qué llevar en las vacaciones cuando se viaja con niños.

Accesorios útiles

La elección de accesorios que llevamos con nosotros debería depender del lugar al que vamos y de las condiciones que esperamos encontrar allá. En los hoteles de clase alta podemos contar con equipos básicos para bebés, tales como una cuna o una cama supletoria, una bañera para bebés o una silla de comer. Si vamos a utilizar un servicio de alojamiento sin estas comodidades, vale la pena empacar una cuna de viaje plegable que asegurará al pequeñín un descanso tranquilo y cómodo en todas las condiciones. Tal cuna la conseguiremos ya desde 60 €.

No podemos pasar por alto los accesorios de cosmética e higiene infantil que usamos cada día ni estos que utilizamos esporádicamente, por ejemplo un aspirador nasal, un juego de cuidado de uñas e instrumentos parecidos.

Si planeamos caminatas largas, vale la pena también empacar en la maleta un fular portabebé o una mochila portabebé, gracias a los cuales podremos fácilmente desplazarnos sin la necesidad de empujar un carrito. Esta solución les gustará a todos aquellos que quieren hacer excursiones en un terreno variable, donde un cochecito de bebé podría ser problemático.

Accesorios para la playa

Durante las vacaciones muchos de nosotros seguramente querrá pasar tiempo sobre el agua. Si llevamos con nosotros niños pequeños, tenemos que asegurarnos de que estos tengan las condiciones apropiadas. Demasiada exposición al sol puede terminar en un sobrecalentamiento y como resultado – en un golpe de calor. Por eso hay que llevar una sombrilla grande bajo la cual los pequeñines podrán esconderse totalmente o una carpa plegable para aislarlos del sol. Esta segunda solución es aún más práctica ya que protege al niño no solo contra los rayos solares sino también contra el viento y la arena. Otra buena idea consiste en venir a la playa con una pequeña piscina hinchable donde el pequeñin podrá refrescarse y la cual será un lugar perfecto para varios juegos acuáticos. Adicionalmente, debemos recordar empacar una reserva de crema solar con un filtro alto. La piel de los bebés es muy delicada y requiere una protección especial contra los rayos UV.

Cosméticos y medicamentos

Es muy importante preparar una bolsa de aseo y un botiquín para el niño. Empaquemos todos los cosméticos que solemos usar diariamente y estos que aplicamos en caso de ciertas dolencias tales como: alergias, sarpullidos, escoceduras de la zona del pañal o infecciones. Gasas estériles, un desinfectante, pomadas y cremas, analgésicos para bebés y una solución salina deberían seguramente encontrarse en nuestra maleta.

Para que un viaje con nuestros hijos sea cómodo y tranquilo, vale la pena preparase bien para tal excursión incluso siesto significa una inversión en accesorios adicionales. Si actualmente no disponemos de una suma adecuada, siempre podemos acudir a los préstamos rápidos. Gracias a los préstamos rápidos podremos financiar la adquisición de una cama supletoria o un fular portabebé que nos serán muy útiles durante cada viaje. Los préstamos rápidos los amortizaremos inmediatamente después de un fin de mes, entonces no desbalancearemos nuestro presupuesto.

Puede ser que para los accesorios adicionales gastemos una suma considerable, pero debemos recordar que el placer y la seguridad de nuestros hijos durante un viaje no tiene precio.

 

Joomla Templates and Joomla Extensions by JoomlaVision.Com
  • Una opinión de Miguel Rodero (el pájaro)

Tenemos 48 invitados conectado(s)