A pesar de las reformas que putean a los trabajadores, el paro se reduce en solo 360 personas en agosto en CyL

Imprimir

Martes, 03 de Septiembre de 2013 16:38

Miguel Rodero / Castilla y León redujo durante el mes de agosto su número de desempleados en 360 personas alcanzando la cifra total de 227.987 parados, según los datos publicados hoy por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

Este descenso es absolutamente irrisorio para un mes de agosto donde la ocupación hostelera es muy alta, y donde la precariedad laboral se plasma en la generalidad de los contratos, lo cual evidencia los nefastos efectos de la reforma laboral realizada por el gobierno del PP, mediante la cual no se genera empleo y además "putea" a los ya empleados.

En términos interanuales, el paro se incrementó un 4,4 por ciento en Castilla y León en agosto respecto al mismo mes del año pasado, hasta llegar a las 227.987 personas, lo que supone que en los últimos 12 meses se han destruido 9.614 puestos de trabajo, según los datos de Empleo. Esta subida se situó más de tres puntos por encima de la registrada a nivel nacional, con un aumento interanual del desempleo del 1,58 por ciento, con 73.149 parados más, hasta los 4,69 millones.