¿En qué consiste la Unión de Créditos Inmobiliarios (UCI)?

Imprimir

Jueves, 18 de Agosto de 2016 02:12

A día de hoy, comprar una casa, formar una familia y un hogar es el sueño de muchas personas y cumplirlo a veces puede ser muy complicado. Sin embargo, y tal y como hemos dicho anteriormente llevar a cabo una inversión de tal envergadura puede llegar a convertirse más en una pesadilla que en un sueño para muchos, lo que poco a poco genera graves problemas. Afortunadamente, hoy en día contamos con un gran número de empresas que ofrecen la posibilidad de escoger entre las modalidades de hipotecas que más se ajustan a las necesidades de cada cliente, ya que cada familia es diferente y esto es sabido por estas empresas.

En este sentido, la Unión de créditos inmobiliarios es un establecimiento financiero de crédito dedicado a la gestión de hipotecas. Su equipo de profesionales, altamente cualificado, trabajan para ofrecer en cada caso una hipoteca personalizada para cada cliente según los ingresos y los plazos que cada familia desee abonar mes a mes sin preocupaciones adicionales, lo que supone una importante ventaja.

Esta empresa cuenta con un gran número de oficinas repartidas por toda España para facilitar a sus clientes la contratación de sus servicios en todo momento, además de poseer también oficinas en Grecia y en Portugal, por lo que como se puede comprobar se han ido expandiendo más allá de nuestras fronteras gracias al gran éxito conseguido y a la importancia que sus clientes les dan.

Se debe de tener en cuenta siempre que cada familia es diferente y por ello siempre se debe ofrecer a los clientes diferentes modalidades de hipotecas según las necesidades de cada cliente. Por un lado encontramos la hipoteca de tipo variable, que permite a las familias que la contraten mantener los periodos iniciales a tipo fijo durante uno o dos años, y más adelante, cambiar su cuota a una cantidad variable desde siete a treinta años, según la duración que cada cliente desee. Por otra parte, la hipoteca a tipo mixto permite que los clientes que la contratan deciden cuándo quieren que la hipoteca sea a tipo fijo y cuándo quieren que la hipoteca sea a tipo variable. No obstante, en esta modalidad de hipoteca, los periodos iniciales deben ser a tipo fijo de tres a veinte años. Esta modalidad de hipoteca es muy recomendable para las familias que no tienen una estabilidad fija económica y por tanto no pueden predecir cuándo van a poder abonar en un futuro, así los clientes que contraten esta hipoteca podrán elegir en todo momento cuánto desean pagar por su hogar y administrar sus mensualidades según los periodos. Por otra la Unión de créditos inmobiliarios ha puesto también a disposición de sus clientes la modalidad e hipoteca a tipo fijo. En esta modalidad, el tipo de interés que el cliente concierta con la entidad, corresponde con la cuota mensual que el cliente desea abonar durante todo el periodo de duración del pago de su hipoteca. En este caso, la modalidad de hipoteca a tipo fijo de compra de casa tiene una duración de entre diez y treinta meses, según le convenga mejor a las necesidades del cliente que contrata este tipo de hipoteca.

Además de todas estas modalidades de hipotecas para la compra de un inmueble, algunas compañías brindan la posibilidad de contratar la hipoteca de cambio de casa con un periodo máximo de treinta años con cuotas reducidas durante los primeros años de hipoteca. Esta modalidad resulta de gran utilidad para familias que crecen o que cambian de intereses, de necesidades o de situación laboral, familiar o profesional.

En este sentido, esta entidad financiera mencionada anteriormente, Unión de Créditos Inmobiliarios tiene en cuenta la situación variable y flexible de todo tipo de familias para evitar que sus clientes se vean en la obligación de vender su vivienda actual antes de poder adquirir una nueva que se adapte a sus necesidades de crear un nuevo hogar.